lunes, 8 de noviembre de 2010

65.- PAN Y CIRCO

















PAN Y CIRCO
Tan solo era un niño, recuerdo que exceptuando la avenida, las calles de mi barrio estaban sin asfaltar. Cerca de casa estaba la plaza de toros y recuerdo a los maletillas, se refugiaban en la casapuerta del bloque, con sus hatillos esperando saltar a la arena para triunfar algún día. Recuerdo como mi abuela y mi madre les bajaban café y bocadillos casi todas las mañanas, recuerdo sus caras de agradecimiento. Eran tiempos duros.

Yo me sentaba en la valla a ver pasar los toros muertos en un moto carro de tres ruedas. Sentía una extraña tristeza al ver a tan hermoso animal ensangrentado. A veces les seguía hasta el matadero y desde la ventana podía ver como colgado junto a un cerdo o una ternera eran descuartizados… el mismo final para distintos animales…

Un día mi abuela me llevo a la plaza y pude verlo todo con mis propios ojos. Mi amargo llanto me sacó de allí, preguntándome ¿Por qué? ¿Verdaderamente puede haber arte en la muerte?... Ahora empieza a llegar la prohibición, ¿Cuántas cosas prohibidas no debieran estarlo?¿Cuantas cosas permitidas no lo debieran de estar?.Aun hoy no he descubierto si estoy a favor o en contra… ¿Cómo vive el animal hasta el día de su muerte?... Algunos no tenemos tanta suerte.

Desde la noche de los tiempos bien en forma de escudo y espada en manos del gladiador que lucha por ganar su libertad en la arena, bien en forma de toro negro, de verde césped o de caja cuadrada…Pan y circo para el pueblo para que no piensen en nada...

6 comentarios:

VigoRuter dijo...

Pues si. Ya en el año 110 d.c. el poeta romano Juvenal en su sátira X citaba "panem et circenses" para criticar el despotismo del gobierno de los emperadores Romanos y el conformismo del pueblo. Y es igual de valida en estos tiempos, casi dos mil años después.Vamos que no aprendemos ni a la de tres.

ELRUTEROSOLITARIO dijo...

Pues si amigo Vigo estamos destinados a ser manipulados, a no pensar. Tal vez por eso siempre ando tirando piedra a los estanques, para remover sus aguas y no se queden quietas.

Anónimo dijo...

Tocayo, la puta realidad, el opio de las masas, cuanto mas aborregados, mejor, salimos a las calles si gana la "roja" el mundial, pero nos quitan el pan de la boca , nos aumentan la edad de jubilación y nos quedamos como idiotas en casa.
Muy buena reflexión.

ELPERRONEGRO dijo...

Creo que la vida es esto , no hay ninguna explicación, el ser humano es capaz de hacer volar un avión que pesa miles de toneladas , pero su mente es primitiva y el egoísmo se lleva en los genes, somos capaces de dar de comer a un animal de la calle pero nadie se preocupa por el que duerme en un banco .

Creo que la vida es asi

elperronegro



me gusta tu blog

Anónimo dijo...

Me quedo conque desde luego hay demasiadas "cosas prohibidas" y otras que deberían estarlo. De acuerdo con el comentario de Perronegro, solo un inciso: No creo que la vida sea así, creo que somos como nos han "dictado" que debemos ser....se supone que para estar por encima del reino animal...
Carol.

bicipalo dijo...

Hola a todos, casi que he podido ver tus ojos contemplando aquellas escenas, Rutero y eso ha generado en ti una opinion con fundamento.
Creo que las corridas de toros son vestigios de nuestra prehistoria, de la supremacia de homo sobre las bestias, en su momento tenía su sentido..., hoy en dia ya le queda poco.Pero geneticamente somos iguales que hace 50.000 años y ese tiene sus efectos en nuestro comportamiento.
Un abrazo Rutero..., por cierto, el encuentro con el gitano "generoso" es escalofriante, "pa" que darse de hielo.